martes, 31 de enero de 2017

Un Tintero en Mendoza

Durante el año pasado, 2016, tuve el gusto de volver a trabajar en clave humorística infantil, un poco a la manera de las historietas estilo Disney. Esta vez fue para un medio local, el diario Los Andes de Mendoza, a través de un personaje entrañable creado hace más de 20 años por el animador Félix Follonier.













Tintero es su nombre, y se trata de un simpático perrito humanizado que interactúa con chicos y chicas "normales" en un clima de cordial y sana inocencia con un toque de picardía. Tiene suplemento infantil propio en el diario y se publica todos los domingos. Los chicos de Mendoza lo consideran "de la familia" y siguen ávidamente sus aventuras.

Nuestra colorista, la talentosa Eugenia, con algunas de las páginas que dibujamos


Se encesitaba un trabajo de equipo:. Había que realizar una página por semana con la mejor calidad, así que en cuanto Félix me propuso tomar la posta, ya que el traqbajo acababa de abandonarlo un equipo que lo venía hacía hacíendo desde tiempo antes, convoqué a quienes sabía no me iban a fallar: amigos de ley y colegas de primera: Rubén Torreiro para el pasado a tinta, y Eugenia Suárez para el coloreado. También hacía falta un buen guionista y ¡quién mejor que el amigo Eduardo Maicas, excelente humorista y persona?
 

 El resultado, como corresponde hoy en día, realizado totalmente a través de internet, fueron cerca de 30 páginas que empezaron a publicarse semanalmente en el diario a mediados de año. Lamentablemente, todavía no he podido tener en mis manos un ejemplar, así que solo puedo mostrar por ahora las páginas coloreadas antes del letreado. He aquí algunas de ellas:



Aquí vemos a Félix Follonier, el creador del famoso personaje, animador de larga trayectoria en el país y el extranjero, muy recordado en Porto Alegre, Brasil, por las clases de animación que dio durante años junto con Néstor Córdoba, y por los muchos y buenos alumnos que tuvo y dejó allá. Desde hace tiempo reside nuevamente en su provincia natal, Mendoza, en donde esperamos ir a visitarlo con todo el equipo en cualquier momento.


A fines de año llegamos a un impasse en el trabajo, según se nos dijo por cambios internos en el diario, y no sabemos si continuaremos con el mismo este año. Pero la experiencia ha sido magnífica, no solo por lo realizado sino por la conformación de un equipo de gente macanuda, talentosísima y dispuesta de ahora en más a encarar nuevos desafíos.

¡Mucdhas gracias por hacerlo posible, amigo Félix y diario Los Andes!

¡Muchas gracias Eugenia, Eduardo y Rubén por acompañarme en esta linda aventura!

¡Vamos por más!